Las 3 cosas más importantes que debes tener en cuenta al comprar equipos eléctricos para la construcción

julio 13, 2022| 7 Tiempo estimado de lectura

El impulso para «ser verde» se está acelerando para todas las empresas, independientemente del sector. Para los profesionales de la industria de la construcción, aumentar la sostenibilidad de las máquinas no es solo una obligación legal sino que, también, es bueno para el negocio. Entonces, ¿cuál es la mejor estrategia para añadir este tipo de máquinas a tu flota? Echa un vistazo esta lista en la que incluimos 3 de las consideraciones más importantes a la hora de comprar equipos eléctricos para la construcción.

1. Tipos de equipos

Los fabricantes de equipos están explorando una variedad de métodos para disminuir o eliminar por completo las emisiones de carbono. Esto significa que las empresas que quieren comprar equipos sostenibles deben revisar sus opciones. Los equipos de construcción eléctricos pueden referirse a una amplia variedad de tipos de máquinas, incluidos los equipos de construcción eléctricos de batería (a menudo conocidos como BEV), los equipos de construcción totalmente eléctricos y los equipos de construcción eléctricos híbridos.

A continuación incluimos un resumen de los tipos de equipos de construcción eléctricos que existen actualmente en el mercado:

Las máquinas con cable y los BEV también pueden entrar en la categoría de «equipos de construcción total o completamente eléctricos.»

  • Equipos de construcción eléctricos híbridos: las máquinas que entran en la categoría de híbridos utilizan una fuente de energía eléctrica, como baterías, un cable de alimentación o pilas de combustible de hidrógeno, combinada con diésel. Estos híbridos versátiles están ayudando a salvar la brecha entre la tecnología actual de los equipos de construcción eléctricos y las futuras innovaciones que eventualmente proporcionarán una densidad de potencia similar a la del diésel.

Otra consideración…

2. Impacto medioambiental

Comprender los efectos medioambientales de los equipos eléctricos de construcción también es importante para decidir qué máquinas sostenibles son las más adecuadas para ti.

Según un informe de las Naciones Unidas, alrededor del 23% de las emisiones mundiales de CO2 provienen de la construcción y, aproximadamente, el 5,5% de esas emisiones provienen de las máquinas de construcción. Muchas ciudades y municipios de todo el mundo están adoptando nuevas normas para las zonas de construcción, incluida la introducción de obras con cero emisiones. Oslo, Helsinki y Copenhague están a la cabeza en Europa y en algunos proyectos los contratistas con equipos de cero o bajas emisiones tienen una ventaja sobre sus competidores.

Las empresas de alquiler, como Boels Rental, están adoptando estos nuevos desarrollos añadiendo equipos de construcción eléctricos a sus flotas. Tanto los equipos de construcción totalmente eléctricos como los equipos de construcción eléctricos híbridos están disponibles para que los usuarios finales prueben este tipo de máquinas.

Otra gran ventaja de los equipos de construcción eléctricos es la reducción de la contaminación acústica. Aunque a menudo se ve eclipsado por los debates sobre la sostenibilidad, el ruido es una de las principales preocupaciones de los trabajadores de las obras, así como de las empresas y residencias cercanas. Los equipos de construcción eléctricos de bajo nivel de ruido pueden ayudar a reducir los peligrosos niveles de ruido excesivo que pueden causar pérdida de audición, tinnitus e incluso accidentes en la obra. Y con las obras de construcción de bajas emisiones que a menudo incluyen regulaciones sobre el ruido, los equipos de construcción eléctricos son una gran solución que puede cumplir con ambos requisitos.

3. Costes

Combustible, reparaciones, TCO. Estos temas son prioritarios a la hora de elegir el tipo de máquina más adecuada. Cuando se trata de equipos de construcción eléctricos, es importante entender los costes que conllevan estos activos y cómo se ajustan a tu presupuesto.

En la actualidad, los equipos de construcción eléctricos tienen un precio superior al de las máquinas diésel, principalmente debido a los costes asociados a los paquetes de baterías necesarios para alimentar estos equipos. La diferencia de precios también tiene en cuenta el tiempo y la inversión en el diseño de este tipo de equipos. Sin embargo, algunos estudios han demostrado que el ahorro derivado de la renuncia al diésel y la reducción de los costes de mantenimiento podrían compensar el aumento de coste inicial.

Otras dos consideraciones importantes son la infraestructura suficiente para obtener electricidad y los tiempos de recarga. Al igual que en el caso de los vehículos eléctricos de pasajeros, la construcción y el mantenimiento de la infraestructura para mantener en movimiento los equipos de construcción eléctricos es un reto continuo en el que la UE y sus países miembros están trabajando intensamente.

Mientras tanto, fabricantes como Volvo han desarrollado máquinas que utilizan baterías de iones de litio que pueden cargarse en una toma de corriente de 220/240 voltios. Los fabricantes también están estudiando opciones como los bancos de energía móviles y las matrices solares que podrían proporcionar energía cuando la red eléctrica local no sea accesible. Para ayudar a resolver los problemas actuales de infraestructura, las empresas han invertido mucho en baterías de carga rápida que pueden durar toda una jornada de trabajo. Volvo, Bobcat, JCB, Caterpillar y otros fabricantes de equipos originales han lanzado recientemente equipos con baterías que pueden mantener la carga durante 6-8 horas al día y pueden recargarse en 2-4 horas.

Un último aspecto a tener en cuenta es el valor residual y de reventa. Los equipos de construcción eléctricos aún están en desarrollo y el número de máquinas en el mercado es muy superior al de los equipos diésel convencionales. Además, la gran mayoría de los equipos de construcción eléctricos usados se encuentran actualmente en su primer ciclo de vida y aún no se han negociado en el mercado de equipos usados. Ritchie Bros. recopilará más datos de transacciones de equipos eléctricos en los próximos años, pero recientemente hemos publicado un interesante informe con las principales tendencias y valores residuales de los equipos eléctricos usados. Otro aspecto a tener en cuenta es el tiempo de funcionamiento de la máquina. Con los equipos de construcción eléctricos, no hay tiempo de inactividad. Cuando el operador deja de trabajar con la máquina, el motor eléctrico se apaga, lo que reduce drásticamente el tiempo de funcionamiento.

¿Cuál es la moraleja de esta historia? La sostenibilidad ha llegado para quedarse. La normativa es cada vez más estricta, ya que la UE ha adoptado las normas de emisiones de la fase V. Y los observadores especulan que para 2029 la mayoría de los equipos de construcción, minería y agricultura serán eléctricos. Cuando estés listo para empezar a añadir equipos de construcción eléctricos a tu flota, ten en cuenta que hay grandes opciones disponibles para satisfacer tus necesidades, ya sean BEV o equipos de construcción eléctricos híbridos. Es un momento emocionante para el mercado y los equipos eléctricos han llegado para quedarse.

Volver arriba